Seleccionar página

En Milán, antes de que todo se parara por el coronavirus, el proyecto Erasmus+ ‘Creando Puentes’ se inspiró en la exposición ‘Entre el cielo y la tierra’ organizada por Mufoco, Museo de Fotografía Contemporánea.

A través de este viaje los chicos y chicas experimentaron lo que significa cambiar su punto de vista a nivel espacial, emocional y cultural.

Los talleres y la visita al Museo (antes de la covid-19) desarrollaron un enfoque basado en una nueva conciencia de los niños: observar a los compañeros, los espacios que los rodean y el barrio de una manera diferente e intentar reproducir lo vivido de una forma artística. La fotografía como una mirada a la realidad y como el arte del encuentro son las palabras clave del proyecto. El objetivo es estimular una gran reflexión sobre la fuerza de las imágenes, sobre la observación del mundo entero y sobre la percepción de sí mismos y de los demás.

Los niños están descubriendo el lenguaje de las imágenes, a través de experiencias de conocimiento visual y talleres, y están aprendiendo a expresar y comprender sus emociones, al tiempo que aumentan su curiosidad, su creatividad y su espíritu crítico. 

En noviembre de 2019, los artistas visitaron el Museo para planificar las actividades e inspirarse en las exposiciones y los materiales de archivo. Poco después, los profesores participaron en una sesión de formación: un encuentro artístico de intercambio para la planificación de actividades.   

De noviembre de 2019 a febrero de 2020, tuvieron lugar los talleres con niños, basados en la observación (por ejemplo, «Las nuevas miradas»: descubrir el barrio y dibujo del punto de vista de los niños de lo que habían visto; «Dibujos en las grietas», de las grietas a las obras de arte ).

Febrero de 2020, tres días antes del cierre en Italia, los niños visitaron la exposición de Mufoco Entre el cielo y la tierra :

«Aediculas, nichos, frescos y pequeños templos religiosos, hogar característico de las estatuas y efigies de los santos, se difunden por todo el paisaje italiano. Estas figuras han vigilado, guardado y protegido el territorio durante años, décadas, algunos durante siglos, con su presencia difusa, testigos privilegiados de las transformaciones  que han tenido lugar y siguen teniendo lugar en el paisaje. Pero, ¿qué ven los santos, qué observan mientras miran desde sus santuarios?

Esta es la pregunta que Claudio Beorchia hizo a los residentes de Lombardía, invitándolos a descubrir las pequeñas arquitecturas religiosas esparcidas por toda la región. La tarea principal era simple: fotografiar lo que los santos miran, poniendo la cámara a la altura de sus ojos; y además: fotografiar la aedicula misma, marcando su posición, añadiendo un título y, eventualmente, una descripción, anécdota o pensamiento personal sobre ella.

Fue la ocasión para que los niños de MUS-E descubrieran los nuevos puntos de vista posibles y realizaran un viaje por Lombardía, la región donde viven. Muchos de ellos son extranjeros y no tienen el hábito de andar por ahí (sólo conocen la zona alrededor de su casa). Los talleres sobre este tema y la visita al Museo fueron una gran oportunidad, perfectamente en línea con el enfoque de MUS-E que se centra en la construcción de la inclusión social.

MUS-E Milano Onlus

Arianna Castronovo, coordinadora local y Monica Zipparri, coordinadora didáctica y artística